22 mayo, 2024

Cuáles son las claves del acuerdo de Argentina con el Fondo Monetario Internacional

0

Martín Guzmán se fue de la rueda de prensa que dio este viernes sabiendo que dejaba varias dudas sin responder, entre ellas cómo hará para reducir el déficit sin achicar el gasto y solo confiando en que se incrementará la recaudación. O cómo harán para reducir la brecha cambiaria sin devaluación.

De todos modos, el ministro de Economía dio algunas precisiones. Aquí las claves del acuerdo con el Fondo Monetario Internacional que los técnicos terminarán de ajustar en los próximos días y que tendría que estar aprobado por el board del organismo antes de marzo.

Guzmán dijo que el acuerdo tiene dos patas: una sobre los esquemas de políticas macroeconómicas y otro de medidas que promuevan el crecimiento.

Y, dentro de las políticas económicas, habló de cuatro bloques:

Déficit fiscal

  • Para 2022 se proyecta un déficit fiscal primario de 2,5% del PBI. Para 2023 bajaría a 1,9%; y para 2024, a 0,9%.
  • Es un punto intermedio entre lo que Guzmán había mostrado a los Gobernadores a principios de enero y la corrección de un punto por año que pedía el FMI, desde el 3% de 2021 hasta llegar al equilibrio en 2024. Ahora el equilibrio se alcanzaría en 2025, cuando arrancan los vencimientos fuertes.
  • Habrá una mayor expansión de la inversión pública.
  • Se mantendrá la Ley de Financiamiento de la Ciencia y la Tecnología.
  • Buscarán fortalecer la administración tributaria, atacando la evasión, sobre todo en el segmento de mayor contribución y se atacará el lavado de dinero.

Política monetaria

  • Habrá una reducción gradual de la asistencia monetaria que realiza el Banco Central al Tesoro.
  • En 2021 esa asistencia fue de 3,7 puntos del PBI (frente a 7,3% de 2020). Este año sería de 1%; en 2023, de 0,6% y en 2024 cercano a cero.
  • Apuntan a que luego la oferta monetaria se mueva acompañando la demanda “sin que ello conlleve presiones adicionales sobre el tipo de cambio y la inflación”.
  • Habrá una estructura de tasas de interés reales para fortalecer la demanda de activos en pesos y contribuir a la estabilidad cambiaria y financiera.
  • Se buscará reconstruir el mercado de deuda pública en moneda local.

Inflación

  • Establecer políticas que promuevan el desarrollo de los sectores que generan divisas para que la falta de dólares no frene el crecimiento.
  • Mejorar el perfil de financiamiento.
  • Estructura de tasas de interés reales positivas que impulsen la demanda de instrumentos en pesos.
  • Se mantendrán los acuerdos de precios.

Política cambiaria

  • No va a haber salto cambiario. La política cambiaria seguirá igual.
  • Habrá una meta de acumulación de reservas internacionales de US$ 5.000 millones para 2022.
  • Seguirán las regulaciones en la cuenta financiera (cepo).
  • Habrá regulaciones que desalienten la salida de capitales especulativos.

Programa con el FMI

Duración: dos años y medio. Es un programa de facilidades extendidas.

Financiamiento: US$ 44.500 millones, es decir, equivalente al monto de lo que fue el programa stand by de Macri. Todo lo que resta vencer de aquí a la finalización de los pagos del programa stand by más el monto de las amortizaciones de capital ya realizadas en septiembre y diciembre de 2021 que se pagaron con los DEG que la Argentina había recibido. Incluido el pago de capital de US$ 731 millones que se hará este viernes. Son en total unos US$ 5.000 millones entre capital e intereses.

Revisiones: serán trimestrales. Habrá 10 a lo largo del programa.

Desembolsos: en cada revisión trimestral habrá desembolsos. Con esos desembolsos se irán haciendo los pagos del programa que había acordado el gobierno anterior y el remanente se utilizará para acumular reservas.

Financiamiento de otros organismos multilaterales: habrá financiamiento neto positivo, por encima de los niveles de los últimos años.

Tiempos del acuerdo: se espera que el Congreso lo sancione y el board del FMI lo apruebe antes del próximo pago de marzo para poder hacer frente a ese desembolso.

Plazos de pago: a partir de los cuatro años y medio hasta los 10 años del momento del último desembolso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *