13 julio, 2024

Otra víctima fatal del cerro Aconcagua: murió un andinista ruso por una descompensación

0

Dimitri Teslenko, un andinista ruso de 61 años que formaba parte de una expedición para escalar el cerro Aconcagua, en Mendoza, falleció en la madrugada del domingo tras sufrir una descompensación en la zona de acceso denominada Piedras Blancas, a una altura aproximada de 6.100 metros sobre el nivel del mar.

Según detallaron fuentes policiales, se tomó conocimiento del caso por la frecuencia oficial del parque provincial, alrededor de las 4 del domingo. Personal de la patrulla de rescate se desplazó entonces hasta el lugar y luego evacuó el cuerpo hasta Nido de Cóndores (5.400 msnm).

Allí esperaban el ingreso de un helicóptero para el traslado a la base Horcones. Al andinista le realizaron maniobras de resucitación cardio pulmonar (RCP) y el tour líder del equipo constató que no tenía signos vitales, agrega la información policial.

El gobierno provincial había autorizado el ingreso de andinistas para realizar el ascenso a la cumbre del Aconcagua a partir del 1 de enero de este año, poniendo como fecha máxima de salida del Parque Aconcagua al 15 de febrero. Las quebradas abiertas para realizar las actividades habilitadas eran la Quebrada de Horcones y la Quebrada de Matienzo.

En tanto, el pasado 13 de enero, la Secretaría de Ambiente y Ordenamiento Territorial mendocina había informado el cierre temporario al Parque Provincial Aconcagua, debido a la presencia de fuertes tormentas en Alta Montaña y la ocasional presencia de aludes que pueden poner en riesgo la integridad física de los visitantes.

El verano pasado, el parque provincial Aconcagua permaneció cerrado para ascensos por la pandemia del Covid.

Segundo caso en 2022
Tres días antes de esa fecha, Claudio Leonel Marengo Ruda, un militar retirado que había elegido vivir en la montaña mendocina, se convirtió en la primera víctima del año en el Aconcagua y en la número 153 desde que hay registros de los ascensos a esa montaña, la más alta de América, con 6.962 metros sobre el nivel del mar.

Marengo, de 55 años, emprendió el camino a la cima en soledad, la primera semana de enero. Después de pasar la noche del domingo pasado en una carpa del campamento Plaza de Mulas (4.260 msnm), decidió iniciar el camino a la cumbre.

Ese día no regresó al campamento base y en la jornada posterior otra expedición que iba con guías de montaña divisó un cuerpo a pocos metros de la cima en la ruta Norte, la más transitada y la única habilitada hacia la cumbre en esta temporada.

El cuerpo del andinista estaba a solo 80 metros de la cumbre, en la zona de La Canaleta, a 6.890 metros de altura, donde tuvo una descompensación. Según la primera pericia policial, “presentaba un golpe en la cabeza”.

Dos víctimas fatales en El Chaltén
El montañista alemán Robert Grasegger, de 32 años, falleció en la primera semana de este año cuando fue sorprendido por una avalancha en El Chaltén. Lo acompañaba su novia, la austríaca Ana Truntschig (28),quien resultó herida pero logró salvar su vida.

El hecho ocurrió en la denominada Aguja La Guillaumet (2750 msnm), una formación satélite del Fitz Roy, la más ascendida de la zona y que muchas veces se transforma en el “premio consuelo” de expediciones abocadas al Fitz Roy (3405 msnm).

El miércoles pasado, el Centro Andino de El Chaltén confirmó también el hallazgo del cuerpo sin vida del andinista italiano Korra Pesce, quien había resultado herido durante una avalancha de nieve y piedras el pasado 28 de enero en Cerro Torre, donde se encontraba con el escalador argentino Tomás Aguiló, quien pudo ser rescatado.

Korra Pesce, de 41 años, era un guía de montaña de oficio. Tenía varios hits en su espalda tanto en los Alpes, como en la Patagonia y en el Himalaya.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *